Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘EL FANTASMA EN LA MÁQUINA’ Category

A principios de año, Graciela Alfano, ex miss Siete Días y actual jurado del programa “El Musical de tus Sueños”, tuvo a uno de sus hijos internado en México. Una tragedia de la que no se quiso aprovechar. “Soy de esas personas que no hacen prensa con los verdaderos dolores”, aseguró. Debió ser por eso que habló del tema solamente en trece oportunidades. Pero el viernes pasado, en el programa cultural Intrusos en el espectáculo, confesó que había hecho “un pacto con Dios”. Que había ofrecido su rostro, su cabello, sus piernas y hasta su vida por la de su hijo cuando estuvo en terapia intensiva.

Mientras estaba por desarrollar sus creencias sobre el tema, el estudio se apoderó con el sonido de la versión de The Muppets de Bohemian Rhapsody, recientemente estrenada a propósito de los 18 años del fallecimiento de Freddie Mercury y el 40 aniversario de la creación de los muñecos.

“Las cosas pasan cuando deben pasar”, disculpó la Alfano al sonidista. Había sido una señal. Un “mensaje”. La ex modelo entendió que debía callar. Luis Ventura, conductor y productor del ciclo, volvió a la carga: “¿Estabas negociando con Dios, qué (cosa)?”. Alfano ignoró su propia interpretación del incidente y retomó el punto: “Estaba negociando la salud de mi hijo”.

EL CONTRAATAQUE DE LOS MUPPETS. “¿Qué dabas a cambio?”, insistió Ventura. “Lo que sea”, repuso Alfano. En ese momento, la canción volvió a sonar. Y a todo volumen. “Técnicamente, me están diciendo de arriba, que la máquina se dispara sola”, dijo Ventura, quien decidió seguir “hasta que la máquina lo determine”.
Ese mismo día, Pablo Layús, notero de Intrusos, se esmeró en decodificar el tema de Queen y en defender la naturaleza misteriosa del asunto. La letra de la canción es tan explícita que nadie debería hablar de mensajes satánicos subliminales -aunque tal vez hubiera correspondido intentar una exégesis de la realidad televisiva argentina, cada vez más cerca de las preocupaciones del CEAMSE-.
La pregunta queda abierta. ¿Qué clase de manifestación censuró a la locuaz entrevistada? ¿Una divinidad omnipresente, una carambola bien aprovechada o productores en pos de rating barato?
Cazafantasmas, exorcistas, escépticos: ¡he aquí un gran desafío! Sólo apto para mentes brillantes.

Agradecimiento: a Diego Rottman, por los enlaces.

Anuncios

Read Full Post »

1

Estuve tentado de titular este post “¿Qué es esto?”, y poner a prueba tu imaginación. Pero la imagen comenzó a circular y nunca falta el aguafiestas: “Ah sí, la tomó el fotógrafo ruso Anton Chekalin en la base Novolazarevskaya, en la Antártida, y muestra una escalera por la que se accede a un pozo de agua dulce”. Así es. Pero las buenas fotos no se reducen a lo que muestran. Impactan por sus resonancias culturales. Conectan con atavismos del perceptor. Si sos agnóstico, ateo o arreligioso, suspendé tu escepticismo, pensá en cristiano, o en la religión que gustes, y agrandá el cuadro. Tiene algo de desobediencia a las reglas divinas ¿no? El hombre no usa escaleras para ir al Cielo, a lo sumo cohetes.

Quizás la respuesta esté cifrada escuchando (al revés, por supuesto) Stairway to Heaven. Cuando le preguntaron a Robert Plant, compositor e intérprete de la canción, si contenía un mensaje satánico, contestó: “Antes que nada, ¿a quién se le pudo ocurrir? Tiene que sobrarte el tiempo para siquiera considerar que alguien pueda tomarse ese trabajo”. Eran los setenta, se desataba la locura cristiana según la cual el rock estaba inspirado por Lucifer y tal vez algo de eso había: Escalera al cielo llevó a Led Zeppelin a la cima.

Abajo, a cinco metros de la superficie, la nieve arde. Nadie baja a tomar fotografías, salvo Chekalin.

Vía English Russia

Read Full Post »

Maradona trae brujoDiario Popular, el periódico editado por Grupo Multimedia en Paraguay, no lo debe poder creer. Pocas portadas suyas tuvieron tanto impacto como ésta, que corrió horas antes del partido Parguay-Argentina por las Eliminatorias para el Mundial de Sudáfrica 2010: “Maradona -dice la versión- mandó un brujo kurepa para hacer trabajitos en el Defensores del Chaco” (el principal estadio de Asunción). Luego, se armó la de San Quintín.
La especie, aprovechada a fondo por los medios de ambos países, tiene una fuente bien reconocible: “Informes que vienen de ashá”, escribe el redactor de Diario Popular. Esto es: alguien, vaya a saber quién, se lo contó. O alguien, vaya a saber quién, se lo inventó. Incluso si fuera cierta seguiría siendo incomprobable, de ahí que estas historias tienen más interés por su influencia o función social que por su voluntad informativa.

maradonaEl equipo de Maradona viene de recibir tanto palo que la versión de la contraofensiva mágica cae a los paraguayos como anillo al dedo: si la Selección Argentina gana, no fue porque la de Paraguay no dio pie con bola sino porque fueron doblegados por los poderosos efluvios del supuesto brujo contratado. “Es muy poco lo que se puede hacer”, dice Diario Popular que respondieron videntes y manosantas locales. Ahora, si gana la escuadra paraguaya, sus jugadores habrán vencido un doble desafío: evitar el papelón de ser derrotados por un equipo poco eficaz y haber sido capaces de sobreponerse a la magia.

Lo más parecido a un dato son las declaraciones de un brujo local, Kumanchú. Dijo que Diego Maradona “lo estaría visitando en busca de ayuda”. El Popular reproduce el siguiente diálogo:
– Me llamaron de una radio, les dije que no hay problema.
-¿Pero qué clase de paraguayo sos, le preguntamos.
– Jamás le ayudaría a que nuestra selección pierda, de por ahí le ayudo para que su selección clasifique al Mundial, contestó.

Elva Armona de Gonzalez. Fuente: Diario Ultima Hora. Foto: Juan AgueroBuena parte de la sociedad paraguaya tiene firmes creencias mágico-religiosas. Diario Popular suele dar cuenta de sus efectos, especialmente cuando asustan. Hoy mismo dos noticias locales desnudan las consecuencias de una comprensión en clave religiosa de los trastornos de conducta: una madre del distrito de Choré denunció que tres de sus hijos “fueron poseídos”, motivo por el cual recurrió a un cacique para exorcizarlos. “Uno de ellos vive encerrado, otra oloqueá de tanto en tanto y el tercero katu oiko atado y engrillado” (queda pendiente la traducción del guaraní). La otra noticia cuenta que el martes pasado Elva Armoa de González mató a golpes a su hijo de cuatro años para “sacarle el demonio del cuerpo”.

Sucesos trémulos que postergan la frase con la que pensaba cerrar este post. Iba a escribir: “¿Qué sucederá mañana, cuando conozcamos el resultado del partido?”. Me interesa conocer la opinión de algún integrante de la Asociación Racionalista Paraguaya. Pero, sobre todo, la de los responsables de mantener encendida la hoguera de Satanás como chivo expiatorio, ese fantasma que aterroriza a quienes están demasiado seguros de su presencia y a veces enloquece o mata a los que nacieron libres de toda creencia religiosa.

Read Full Post »

Duende de Chimbas

Un duende enjaulado, y luego liberado, revela la existencia de dos barrios sanjuaninos, Chimbas y Pocito. La foto del duende, tomada con un teléfono móvil, recorrió el mundo.

Ariel Fernández tiene 33 años y vive en el Lote Hogar 38, en Chimbas, población al norte de la ciudad de San Juan. No fue allí sino en los fondos del cementerio de Pocito, un departamento agrícola al sur de la capital cuyana, donde asegura haber capturado un duende verde y gruñón, al que mantuvo dentro de una pajarera durante casi dos semanas. Durante ese lapso, Ariel cobró entre 5 y 50 pesos la mirada. Pero como tenía los ojos rojos y parecía triste o enojado, regresó con él a Pocito, y lo soltó allí.

Mapa de Pocito, al sur de San Juan. Al norte está Chimbas.

Unos vecinos aseguran haber visto sus orejas puntiagudas. Que en cada manito tenía cuatro dedos y su cara, surcada de arrugas. Para desmentir el contrarrumor -según el cual se trata de un muñeco de peluche o de algún otro material sintético- han jurado que el duende caminaba de costado. Tal parece ser el andar de duende. Apenas lo liberó, el miércoles pasado, Ariel se arrepintió: trascendió que “gente de la Universidad” se había interesado en comprarlo. Las últimas noticias aseguran que Ariel está muy ocupado tratando de recuperarlo.

El Diario de Cuyo llegó a publicar un identikit.INTERÉS UNIVERSITARIO. Luis Víctor Paredes, periodista de Radio Nacional de San Juan, estuvo en Chimbas. Dice que le costó llegar al barrio. Permanecer también. “Te lo voy a decir delicadamente”, le explicó a su colega Alejandro Rial, de Canal 26: “en esas villas hay altos índices de inseguridad”. Paredes no vio al duende ni pudo hablar con Ariel. Pero su hermana Vanesa le confirmó los detalles. El periodista cuyano le comentó a Rial que la chica reaccionó enojada porque “veía la duda en nuestros rostros”. Fue entonces cuando Vanesa le confió: “Miren, señores: si ustedes quieren creer, crean, pero aquí ha venido gente de la Universidad Nacional de San Juan. Unos señores muy elegantes que vinieron en auto, y aquí nunca ha venido gente así. Estuvieron con nosotros, lo vieron y se lo querían llevar para estudiarlo. Ofrecieron dinero y no se lo quisimos dar. Han quedado en volver para hablar con nosotros” (aquí, el audio de la entrevista).

DUENDE SIN PUDOR. Paredes, el periodista sanjuanino, duda. Dice que en Chimbas lo vio todo el mundo “pero nadie quiere dar testimonio”. Pese a lo cual se pregunta: “¿Cómo se van a poner de acuerdo todos los vecinos para mentir?”. Le sorprendió, por ejemplo, la credibilidad que otorgan al duende algunos vecinos. Y cita el caso de una mujer. “Cuando le empecé a preguntar por el duende se puso a llorar. ‘No quiero ver nunca más eso. No puedo dormir. Mi vida cambió después de eso’”. También le hablaron de la llegada de un policía en horas de la noche. “¡Se llevan eso de aquí de inmediato porque no quiero despelotes!”, habría dicho. Paredes recorrió todas las comisarías. Pero no logró ubicar al agente. “Sería la palabra autorizada, es un funcionario publico”, agregó. “Era un ser muy feo, que usaba ropita pequeña, rotosa y vieja. Además, estaba desnudo de la cintura para abajo”, dice Paredes que le contaron otros vecinos. Entre los que visitaron el duende, algunos le pasaban la cámara. No se animaban a entrar, por eso sólo lo vieron en fotos.

portada diario de cuyoEL HÉROE DE LA NOTICIA. Los escépticos argumentarán que el gran ausente de esta historia es el duende. Y no, lo que se echa en falta es el testimonio directo de Ariel Fernández. Luis Paredes dice que en la villa tiene fama de buena persona. “Pero su círculo de amistades lo considera un tanto extraño. Tuvo la desgracia de perder a su abuela. Durante dos meses y medio estuvo durmiendo junto a la tumba de su abuela en ese cementerio”. Allí, en el cementerio de Albardón, encontró al duende.
Ariel tenía doce años cuando perdió a su abuela. Y por su ritual para procesar el duelo recibió un apodo singular: “El loco del cementerio”.
Dicen que la madre de Ariel no se alegró cuando llegó a la casa con el duende. “¡Sacá esa porquería de acá!, ¿no ves que está maldito?”, espetó la mujer, antes de largarse a La Rioja. Ariel y sus hermanos convivieron con la criatura dos semanas. “Sólo comió unos cueros de pollo”, dijeron. Luego le ofrecieron carne, pan y agua. Pero ya no comía ni bebía. Su inapetencia, su malhumor y el revuelo fueron los motivos por los cuales decidió liberarlo. ¿Cómo le llamaban en la intimidad? Bicho.

LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE RODOLFITO. La fotografía de Ariel con su duende enjaulado, tomada por un vecino con un teléfono móvil, fue publicada ayer por El Diario de Cuyo y reproducido en medios de todo el país. Hoy compré los dos diarios que llevaron el tema a portada. “Un duende conmociona a San Juan”, anunció Crónica. “En San Juan tuvieron encerrado en una jaula a un duende”, tituló Diario Popular.
Visité un par de casas de artículos esotéricos en pos de un muñeco como el de la foto. Estaba seguro de haber visto alguno parecido. En Lo místico de Gaia, local de una galería de Palermo, expuse el retrato a la dueña. “¿Lo reconoce?”, consulté. “Cada artesano lo hace diferente. No hay ninguno igual a otro, aunque todos se parecen un poco”, me explicó Constanza Quiroga. Ella no quiso pensar que fuera una falsificación. “El que tiene un duende no puede hacer eso. A ellos les gusta jugar. Y tenés que ponerle un nombre. No hay duende sin nombre.” Entonces, Constanza me presentó a Rodolfito. “Estaba solo. Por eso le conseguí a Josefina”. Rodolfito y Josefina hacen linda pareja. Son los duendes que mejor lucen en la vitrina. “Los seres elementales existen. Te das cuenta cuando no encontrás las llaves, cuando desaparecen cosas debajo de la cama. Tengo una amiga que les deja comida”.

– ¿Qué come un duende?
– Mi amiga, por ejemplo, les deja manzanas y al otro día no están. Una vez les dejó un paquete de cigarrillos, con uno asomado, y un vaso con whisky. Al otro día, el cigarrillo faltaba y el vaso estaba vacío.

Para Constanza, la elección del duende es fundamental. “Hay uno para cada persona. Si alguien está indeciso, le sugiero venir otro día. También hay que ponerle un nombre. En mi local, cada uno tiene el suyo. Aunque el cliente luego se lo cambie”.

-¿Por qué es tan importante? Es sólo un muñeco.

-Es importante porque cada uno tiene su identidad.

Entonces comprendí: si el duende fotografiado en San Juan es un muñeco, las cosas no cambian demasiado para los que viven en el universo de los duendes.
Pero otras cosas sí cambiarán. En los suburbios de la capital sanjuanina nada será igual. Chimbas y Pocito aparecieron primera vez en diarios y noticieros de todo el país. Muchos más conocen sus nombres. La foto del duende, el “loco del cementerio” que cobraba entrada para verlo y tanto extraña a su finada abuela, el rumor sobre el interés de la universidad… Todo eso sabemos ahora de Chimbas y Pocito. Es una lástima tener que esperar la repatriación del bicho para volver a oír hablar de estos pueblos.

Enlaces

La primera noticia, publicada ayer en el Diario de Cuyo.

Liliana Cheli, experta en duendes.

Alejandro Rial entrevista a Luis Víctor Paredes (Radio Nacional de San Juan).

Galería

Read Full Post »

Dios! Algo increíble está por suceder“¿¡Cómo alguien puede mandar Dios al 2020!?”, se preguntaba Fernanda Nicolini el lunes 27 de abril en Crítica de la Argentina. Su nota revela la estafa de los sms destinados a cazar incautos.

Yo sé algo sobre los mensajes que le manda la gente a Dios que nadie más sabe. Algunos lectores estarán enterados -y si no, les cuento- que hace años subí a la red el sitio Dios!, una revista digital dedicada a las creencias contemporáneas. Por falta de tiempo, la publicación quedó varada. Pero algunas cosas raras todavía suceden alrededor de ese sitio.

Más que la comarca virtual del Sumo Hacedor, propuse una expresión de asombro: Dios! El nombre del sitio causó varios malentendidos: a los católicos les ofendió que usara en vano El Nombre de Él, a los custodios de la pureza del idioma les enojó que suprimiera el signo de admiración inicial, a las tiendas de sahumerios, amuletos o artefactos mágicos les debió atraer la idea de que el sitio los acercara al consumidor de sus servicios (de otro modo no explico la invasión de esta clase de spam), y así.

A unos pocos -los que pescaron el guiño- la idea les gustó y se sumaron al Foro de Dios!, hoy una populosa lista de discusión sobre creencias y experiencias extrañas.

Lo más extravagante -y previsible- que sucedió fueron las desmesuradas ilusiones que el sitio despertó entre algunos lectores. Desde el 2002, miles de personas tomaron a la cuenta de correo del sitio (dios@dios.com.ar) como Fuente de los Deseos, urna virtual donde clamar por almas descarriadas, centro de quejas de las injusticias divinas o vía directa para suplicar por la ejecución de milagros instantáneos. Poco a poco, esa casilla de correo se transformó en un santuario digital. Hoy, el 80 % de los mensajes que se reciben son dirigidos al Altísimo.

Esta tarde tuve la peregrina idea de que tendría gracia -e incluso que resultaría inspirador- compartir algunos de aquellos mensajes. He respetado la privacidad de sus autores; sólo he añadido títulos, he quitado todo dato que pudiera identificarlos y he corregido errores ortográficos para hacer su lectura amena o menos fastidiosa. Reproduzco estos testimonios sin la menor intención de burlarme de nadie y ruego a quienes se aventuren en su lectura considerarlos como lo que son, manifestación del espíritu de una época.

Te amo pese a todo

“Aunque tengo largas charlas contigo nunca me has contestado, o tal vez sí, y no pude escucharte. Hoy, navegando, leí una carta que te escribió Víctor Sueiro y tu contestación. No voy a opinar, pero sí acotar que gracias a eso encontré tu dirección. Te quería agradecer todo lo que has hecho por mí, ya que me siento una afortunada aunque te hayas llevado a mi madre y a mi abuela. Sé que las necesitabas allá. Besos, Dios, y gracias. Te amo.”

El padre de Jesús

“Ayer mi hijo Jesús se despertó llorando porque quería tener una charla con Dios. Mi hijo de cuatro años me pidió que le mandara una carta para decirle que no quiere que existan en el mundo personas malas, ni que la gente se muera. Yo le expliqué que, si la gente se portara bien, la gente mala no existiría, y que hay que ayudar a todos por igual. Me pidió también que le dijera a Dios que quiere que todo el mundo sea feliz. Yo le digo que los muertos se ponen al lado de Dios, y comienzan una nueva vida llena de felicidad. Mi hijo me dice que de ahora en adelante todos los días hablará con Dios porque Dios es su amigo y lo ama y le pide que Dios lo bendiga porque su misión, la de mi hijo, es salvar al mundo, y quiere que Dios lo ayude. Estoy orgulloso de mi hijo Jesús. Gracias, Dios.”

Odio a los taxis

“¿Me ayudás con esta visión que tuve el 2 de febrero? Es sobre el stripper Amalia. La carne venía hacia mí a buscar su espíritu, y la ví elevarse como si fuera en un tubo, pero después, entre tantas nubes, no ví más nada. Sólo azotó unas luces de relámpagos muy hermosos donde se presentaba la figura de Dios Padre, algunas saetas en forma de rosario, como si fueran las mismas rosas místicas que venían desde el cielo, y así fue como ese cuerpo aparentemente se disgregó. En mi crucifijo aparecía una luz roja entre sus ojos y aún de vez en cuando sigue igual, cada tanto, cuando llego, sale una luz roja como si me marcara una señal.

Aparentemente varios parapsicólogos desean liquidarme o extorsionarme a causa de estos benditos dones que me regaló el Señor Jesús, donde puedo permanecer horas y horas despierta, como si estuviera un día sin dormir.

¿Por qué tanto celos contra mí? Si supiera extorsionar ya hubiera liquidado a todas estas personas que le han causado tanto mal: hasta hubiera destruido miles de taxis y autos negros y demás cosas. Pretendo defender a todos los travestis y prostitutas, ellos se merecen lo mejor, que sean tratados como las personas que son y no como lo hacen algunos, que los pretenden como parejas y no lo son.

Amalia: muchas personas te cortaron un sueño, pero hasta que no se aclare esta verdad, no pienso dejarte ni siquiera en cenizas, así tenga que destruir una flota de taxis, Rosario se quede sin taxis o sólo circulen los taxis de la empresa 666.”

Verdad

“¡Dios tenga misericordia de todos ustedes que blasfeman la verdad!”

Inquietud

“Siento demasiada incertidumbre en mi futuro, tengo demasiado miedo y estoy demasiado deprimido siempre. Ayúdeme, por favor.”

La Constitución del Átomo

¡Oh Miseros mortales! Todavía no aprendes que Soy en Esencia el Infinitesimal cuántum del cual formas parte en la Suma de su Equidistancia, Encuéntrate más allá de tu alter ego, y de tu yo impersonal te guiará con la luz sempiterna al reencuentro de tu Yo Soy… La ignorancia supina con relación a la negación de Dios es el bumerang de los necios lanzados del Templo de la Vanagloria. La verdadera Iglesia, que proclama los faustos de la gloria ungénita de lo que tratas de obviar, pretender que estas ramas no son del mismo árbol, es como negar la Constitución del Átomo en los cuerpos sólo porque hay diferencias de formas, volúmenes y naturaleza. Desde siempre camina a nuestro lado. entonces ¿Por qué ignorarlo? Dale la mano y vuestra mente y corazón y todo lo demás se nos dará por añadidura… así sea y así es…”

Amén.

Read Full Post »

Hay espíritus sacados. Entidades inmateriales que se desbordan y enloquecen, con tanto sentido de la oportunidad que salen por televisión.
Cómo olvidar lo que sucedió allá por 1983, cerca de un baldío encantado de La Plata. Durante una emisión de Nuevediario, el mítico José de Zer cubría las aventuras de un paragnosta y resultó empujado varios metros por una energía desconocida. En aquella ocasión, el insuperable Licenciado en Medicina Ortomolecular por la Universidad de Cambridge, Rubén Torbay, entraba en trance y le gritaba “¡¡Corrasé!!!”. El periodista, que no se iba a dejar amedrentar por un engendro diabólico, actuaba en consecuencia.
Hace poco, un místico que asistía a un programa de la televisión turca, experimentó un fenómeno parecido: canalizó en vivo y en directo el espíritu de una criatura satánica que lo sacó rodando del estudio. Concluido el trance, el tipo se sentó en el sofá del piso como si nada hubiera sucedido.
Es que la paciencia de los seres invisibles atorados en la materia no es infinita. De esto hay pruebas. En todo el mundo se registran casos sorprendentes. Como el que hace un año protagonizó este militante político ruso que -indignado por las libertades que el capitalismo nos quita- acabó (con) el programa como si hubiera sido poseído por el espíritu de Mercader, el asesino de León Trotsky:

Le agradezco a Enrique Márquez el enlace, que nos recuerda los injustamente olvidados shows de Mauro Viale o las perfomances en vivo de Federico Klemm. Cuando lo que salía por la tele era lo más real que podíamos ver.

Read Full Post »

Se dice que algunos productores rurales argentinos pagaron cifras cercanas al disparate a un mago que juraba poseer el don de hacer llover. Javier Pelourson imploró a las nubes por semanas. Y el cielo -al parecer, harto de sus salmos- se vino abajo. Hoy mismo, Crítica de la Argentina publica un reportaje al hacedor de tormentas. Cerca de ahí resumo la historia de Wilheim Reich, el psicoanalista que inventó un “destructor de nubes” que provocaba lluvias y atraía ovnis, la de Charles Hatfield, el rainmaker que inundó San Diego, y la de Juan Barigorri Velar, primer argentino reconocido en el mundo por acertar el pronóstico meteorológico con la ayuda de una máquina que -aseguraba- producía desde ciclones hasta lluvias intermitentes. La tormenta de hoy prueba que, tade o temprano, los profetas obstinados obtienen su recompensa.

Enlaces
“El mago de la lluvia” (Documental sobre Juan Baigorri Velar, 8′ 29 “)

Read Full Post »

Older Posts »